5 consejos para amueblar el primer dormitorio de tu bebé

Estás albergando una nueva vida, la sientes cada día en tu barriguita y comienzan las preguntas importantes: ¿cómo voy a organizar su habitación? ¿qué cosas voy a necesitar? o ¿dónde las consigo? Por eso nosotros queremos ayudarte con esto, dándote 5 consejos para amueblar el primer dormitorio de tu bebé. ¡Comencemos!

1. La seguridad siempre es lo primero: ten presente que antes que cualquier elección de mobiliario o decoración, debes pensar siempre en la seguridad de tu bebé. Recuerda que la cuna (y luego la cama) va a ser uno de los lugares donde más tiempo va a pasar tu hijo, opta siempre por la calidad y la seguridad en los muebles que vayas a elegir.

2. Estar bien informada, nunca está de más: este consejo es básicamente complementario del primero. Te recomendamos que sin importar si tu compra es en una tienda física o vía online, siempre conozcas las características de los productos. ¿Están hechos con materiales tóxicos? ¿Cumplen con normas de seguridad? ¿Vienen con repuestos o garantía? ¿Cuál es su tamaño? 

Como ves, son varias preguntas por resolver. Lo ideal es que te tomes tu tiempo investigando al respecto, para que tu compra final sea realmente una buena inversión.

También te puede interesar: Mobiliarios que ofrecen seguridad = familias felices

3. Prioriza las necesidades: es normal que al principio quieras tener todo lo que ves y te parece bonito, en la habitación de tu bebé. ¡Todas lo pensamos! Pero lo ideal es comenzar con calma, priorizando cosas que sí o sí serán esenciales para su llegada y desarrollo. Así evitas comprar cosas que quizás no vas a usar y que pudiste invertir en algo mejor.

4. El espacio lo es todo: al elegir la habitación para tu bebé ten presente el espacio. Expertos recomiendan que entre más amplio y espacioso mejor. (Lo que no solo se logra con habitaciones muy grandes, si no también que no esté amoblada en exceso).

Esto será importante ya que allí tu hijo comenzará la etapa de exploración para gatear y luego caminar. Además su habitación siempre es su pequeño mundo, ¡entre más se pueda mover, mejor!

5. Ten presentes los cambios: como tu bebé va a pasar por muchas etapas hasta llegar a ser adulto, un consejo que puedes seguir es adquirir mobiliario que te sea útil en más de una de esas etapas. Por ejemplo un colecho que a la vez pueda ser cuna, o una cuna con posibilidad de graduar su baranda a medida que tu bebé va creciendo. ¡Esto te puede ahorrar un poco de dinero! 

No es que sea muy complejo pensar en la habitación de tu bebé. Pero sí hay ciertos consejos que puedes seguir para hacerlo más práctico. Recuerda que es un proceso nuevo para ti, tómatelo con calma y disfruta cada parte de él. ¡Te prometemos que lo que se viene será único! 

Recuerda que puedes seguirnos en nuestras redes sociales Facebook e Instagram para conocer más acerca de nosotros y todo lo que tenemos para ti.

Deja un comentario

Ir arriba